40 AÑOS AL SERVICIO DE LA CULTURA

ARTUR BRAUNER, LADO B

ARTUR BRAUNER, LADO B
Del 20 al 29 de noviembre

El Complejo Teatral de Buenos Aires y la Fundación Cinemateca Argentina han organizado un ciclo denominado Artur Brauner, lado B, que se llevará a cabo del martes 20 al jueves 29 de noviembre, en la Sala Leopoldo Lugones del Teatro San Martín (Av. Corrientes 1530). El ciclo está integrado por seis largometrajes producidos por el legendario productor alemán de origen polaco Artur Brauner, quien recientemente cumplió cien años de vida y continúa en plena actividad.

La Sala Lugones programó recientemente un ciclo centrado en la producción más prestigiosa de Artur Brauner, en particular aquella con temática ligada a las consecuencias del régimen nacionalsocialista en la vida alemana y europea. Pero a lo largo de su extensa carrera, Brauner también supo producir o coproducir largometrajes muy diversos, desde el cine político de barricada hasta las más concentradas formas del cine exploitation, pasando por los géneros más populares. El programa Artur Brauner, lado B incluye el famoso díptico exótico-indio de Fritz Lang, uno de los films más radicalizados del grupo Dziga Vertov, la única coproducción europea del estadounidense Russ Meyer, un western tardío de Edward Dmytryk y uno de los tantos ensayos lesbo-vampíricos del español Jesús Franco.

 

Las localidades podrán adquirirse personalmente, el día de la función, en las boleterías ubicadas en el Teatro San Martín. El precio de las localidades es de 40 pesos, estudiantes y jubilados, 20 (con la acreditación correspondiente).


EL TIGRE DE ESCHANAPUR 

 

(Der Tiger von Eschnapur; Alemania Federal/Francia/Italia, 1959). Dirección: Fritz Lang. Producción: Artur Brauner. Con Debra Paget, Paul Hubschmid, Walther Reyer.

En la primera parte del díptico indio el arquitecto Harald Berger viaja a Oriente con el propósito de iniciar unas obras para el príncipe Chandra, el maharajá de Eschnapur. Pronto el triángulo se completa con la aparición de Seetha, una bailarina del templo que, inevitablemente, será salvada de las garras de un temible tigre por el aventurero. Lang regresa a la mejor tradición de los seriales mudos con esta extravagante aventura rodada en Eastmancolor. “Una sinfonía de colores… Los momentos mudos tienen una resonancia que produce nuevas dimensiones espaciales” (Lotte Eisner).

 

Martes 20  a las 14, 16.30 y 19 y el lunes 26 de noviembre a las 14 y 16.30 (101’; DM).


LA TUMBA HINDÚ

(Das Indische Grabmal; Alemania Federal/Francia/Italia, 1959). Dirección: Fritz Lang. Producción: Artur Brauner. Con Debra Paget, Paul Hubschmid, Walther Reyer.

La segunda entrega de la saga encuentra a la hermana del arquitecto Harald en viaje hacia la India junto a su marido. Mientras tanto, los hombres de Chandra capturan a Seetha y Harald, quienes habían escapado al final de la primera parte. Traiciones, amores y odios arrecian en el final de la historia, donde la puesta en escena de Lang logra hacer de las exóticas imágenes –cavernas subterráneas, paseos en elefante, templos gigantes– un verdadero festín visual. “Hay que defender a estos films del tosco sentido común” (Serge Daney).

 

Miércoles 21, a las 14, 16.30 y 19 y el martes 27 de noviembre a las 14 y 16.30 (102’; DM).


FANNY HILL 

(EE.UU./Alemania Federal, 1964). Dirección: Russ Meyer y Albert Zugsmith. Producción: Artur Brauner y Albert Zugsmith. Con Miriam Hopkins, Ulli Lommel, Alex D’Arcy.

“Tom Jones hecho mujer”, afirmaban los afiches promocionales al momento del estreno de Fanny Hill, única incursión del rey de las nudies Russ Meyer en el mercado europeo. Basada en la famosa novela erótica de John Cleland, varias veces llevada al cine, el film narra la historia de Fanny Hill, una bella e inocente joven que ha perdido a sus padres y debe encontrar su propio camino en la vida, en medio de los peligros de la turbulenta Londres del siglo XVIII. Tiene la fortuna de encontrar rápidamente un lugar como camarera en la “casa de citas” de la efusiva señora Brown, quien insiste en que se encuentre con diversos señores que muestran un interés ferviente en Fanny.

 

Jueves 22 a las 14 y miércoles 28 de noviembre a las 14 (104’; DM). 


SHALAKO 

(Reino Unido/Alemania Federal/EE.UU., 1968). Dirección: Edward Dmytryk. Producción: Euan Lloyd y Artur Brauner. Con Sean Connery, Brigitte Bardot, Stephen Boyd.

En 1880, en Nuevo México, un vaquero de nombre Shalako (Sean Connery, en un respiro de su segunda piel como James Bond) trabaja como guía para un grupo de aristócratas europeos a los que conduce a través de zonas desérticas habitadas por los indios. Su rutinario trabajo se ve alterado ya que las expediciones de caza y ciertos juegos que organizan los viajeros producen un gran malestar entre los indígenas. Una de esas turistas de aventura será una joven y bella mujer llamada Irina Lazaar (Brigitte Bardot). Típica coproducción europeo-americana de CCC Filmproduktion, la compañía de Artur Brauner, diseñada para ser distribuidas en los mercados de todo el mundo.

 

Viernes 23 a las 14 y 16.30 y jueves 29 de noviembre a las 14 (113’; DM).


VIENTO DEL ESTE 

(Le Vent d’Est; Francia/Italia/República Federal Alemana, 1970). Dirección: Grupo Dziga Vertov. Productor asociado: Artur Brauner. Con Gian Maria Volontè, Anne Wiazemsky, Cristiana Tullio-Altan, Marco Ferreri, Glauber Rocha.

Encargado por un mecenas a un amplio colectivo, Viento del este fue realizado por Jean-LucGodard y Jean-Pierre Gorin y supuso una suerte de manifiesto fundador del grupo Dziga Vertov. Las estructuras, los clichés y los estereotipos del western tradicional sirven de coartada para una reflexión sobre la lucha de clases y la desestimación del cine burgués.

 

Sábado 24 a las 14 y 16.30 y jueves 29 de noviembre a las 16.30 (89’; DM).


VAMPYROS LESBOS 

(Alemania Federal/España, 1971). Dirección: Jesús Franco. Producción: Artur Brauner. Con Soledad Miranda, Dennis Price, Paul Muller.

En una isla desierta, en donde supo tener su residencia el Doctor Orloff, vive ahora su hija Nadia (Soledad Miranda, primera gran musa del realizador Jesús Franco). Nadia recibe la visita de una mujer que le trae un testamento por el que la joven heredará la mansión del conde Drácula, de quien es la última descendiente. La aparición de diversos cadáveres en los últimos meses hace sospechar a un inspector de policía de Estambul de la existencia de un vampiro. Unas de las tantas cruzas de horror y erotismo pergeñada por Franco a comienzos de los años 70, el film incluye una psicodélica banda de sonido de los alemanes Manfred Hübler y Siegfried Schwab, reutilizada con éxito décadas más tarde por Quentin Tarantino.

 

Domingo 25 a las 14 y 16.30  y miércoles 28 de noviembre a las 16.30 (89’; DM).

 

 

 

Dejar un comentario

REVISTA QUÉ HACEMOS

MANTENETE INFORMADO

Seguinos en nuestras redes sociales y enterate de todo el panorama cultural.